8 ago. 2018

¿Que es la parálisis de sueño y como combatirla?



En cuanto a los que defienden que todo solo es científico, como por ejemplo, los que atañen a que el efecto del poltergeist es provocado por la mente de alguna persona adolescente o conflictiva.. pues bien, cada cosa en su lugar. A continuación adjunto un escrito periodístico de la parálisis del sueño desde el punto de vista únicamente mental, científico y médico.

La pesadilla de Henry Fuseli (1781) representa un episodio de parálisis del sueño con alucinaciones. En la obra se representa un demonio oprimiendo el vientre de la durmiente.

El insomnio ha devorado la noche. La angustia te ha mantenido en vela más tiempo de lo habitual. Pero como se necesita descansar, uno acaba cayendo en brazos de Morfeo. Tras unas horas de sueño, despiertas. Abres los ojos, reconoces el lugar, oyes lo que ocurre a tu alrededor... Intentas moverte, pero no puedes. Tu cuerpo no responde. La angustia se apodera de ti hasta el punto que te cuesta respirar. Tratas de reaccionar, de pedir ayuda, de conseguir un mínimo gesto que rompa la rigidez que te ha paralizado. Hasta que, de pronto, tu cuerpo vuelve a obedecer a tu voluntad. Recuperas la movilidad, puedes volver a respirar con tranquilidad. La pesadilla ha acabado. 

¿Te resulta familiar? Se trata de una parálisis del sueñoun trastorno del sueño que se produce durante el periodo de transición entre el sueño y la vigilia. Es decir, en un momento en que la mente "está despierta" pero el cuerpo no. Este estado puede durar desde un puñado de segundos a unos minutos. Pero quienes lo han padecido aseguran que se trata de momentos muy angustiosos. Aún así no hay razón para alarmarse: tan solo es nuestra mente que nos está jugando una mala pasada. 

En muchos casos, para aquellos que experimentan de forma regular esta parálisis, la angustia de no poder moverse viene acompañada de alucinaciones. Desde la sensación de que hay alguna presencia en la habitación, pasando por múltiples alucinaciones visuales, auditivas y táctiles: la parálisis del sueño puede convertirse en una verdadera pesadilla a ojos abiertos

Por más rocambolesco que parezca, este fenómeno es muy común. Se calcula que este trastorno puede afectar de forma recurrente entre un 5% y un 8% de la población. En su variante esporádica, podría manifestarse en un porcentaje superior al 50%. Es decir, según apuntan las estadísticas todos podríamos padecerlo en un momento u otro de nuestra vida. Un fenómeno que, según apuntan recientes estudios, afectaría con mayor intensidad a los estudiantes
Causas: cuándo y por qué ocurre
Este fenómeno ha sido estudiado desde varias disciplinas y enfoques metodológicos. Aún así, hoy en día no existe un claro consenso científico sobre el porqué de este trastorno. La hipótesis más aceptada tiene que ver con un trastorno de la fase REM que produciría una superposición del sueño profundo y la vigilia. Desde esta perspectiva, la parálisis del sueño ocurriría cuando los patrones del sueño se interrumpen y dan lugar a una parálisis. Otros estudios también han apuntado a factores como el desequilibrio de las funciones neuronales o incluso con la regulación de la melatonina para explicar este fenómeno.

Si bien es cierto no sabemos con exactitud el porqué se produce este trastorno, diferentes estudios apuntan a la posibilidad de explicar cuándo ocurre. En este sentido, son muchas las investigaciones en las que se apunta a los posibles desencadenantes. Situaciones de angustia, presión o estrés emocional podrían ser el punto de inflexión que acabe dando lugar este angustioso fenómeno. También se ha observado una cierta correlación entre la parálisis del sueño y otros trastornos como la ansiedad o la depresión.

Por otro lado, recientes estudios también se han centrado en investigar este trastorno del sueño en relación con la salud mental de quienes la padecen. En esta línea, uno de los resultados más llamativos es la alta incidencia de este fenómeno en jóvenes estudiantes que, además, practican deportes. En estos casos, la parálisis del sueño también se asociaba con síntomas de depresión.
Representaciones fantásticas
Históricamente este trastorno del sueño ha sido relacionado con fenómenos paranormales como las posesiones demoníacas, los viajes astrales o incluso raptos extraterrestres. Es por ello que, en la cultura popular, podemos encontrar innumerables descripciones de este trastorno del sueño asociadas con el mundo de lo desconocido. Relatos fantásticos para indagar sobre un misterio que, finalmente, ha sido resuelto por la ciencia.

Estas mismas narraciones, trasladadas al contexto actual, han dado pie a una gran cantidad de películas y documentales en los que se describen episodios de parálisis del sueño. Ejemplo de ello, The nightmare: el documental de Netflix en el que se describe esta experiencia.

Post anterior relacionado:  Ataques en sueños.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Precisamente, lo que yo padezco., y pase revisión neurológica a los 18 años, y me dicen que lo mío es congénito, es de nacimiento, y no me mandaron nada, solamente terapia. Pero ya empece con pesadillas demoniacas. Casi dos años antes.

Cuando me meto en la cama con la cruz de san Benito, el rosario, cuando estoy en el estado de vigilia, muchas veces me surge voces en la mente, que me hablan como una bestia, que cuando digo ay, esa voz para y no recuerdo nada de lo que ha dicho, porque hablan en un lenguaje bastante raro.

Me han pasado cosas raras, como un día al tener la cruz de san Benito en vientre, creo que grite, y tengo un vago recuerdo.

Escuchar que se abre la puerta de mi casa, como si alguien de mi familia la abriese con las llaves, pero ese ruido al abrir la puerta, es como

Si le diesen un disparo. Después ver la luz de la cocina encendida que llego el resplandor al cuarto y escuchar el aceite de la freidora,

Al llegar a la cocina, la luz estaba apagada, la freidora estaba apagada, y al día siguiente se lo cuento a mi madre, y según ella que era

Cosa mía, porque ella no paso tal cosa. Yo le dije a mi madre, te acuerdas que yo ayer me levante de un rebote de la cama porque llego

Papa y después vi la luz de la cocina encendida, y mi madre no, nada de eso paso. Mama no te acuerdas que paso esto. Y un médico

De medicina interna me comento que eso fue una privación de sueño.

Anónimo dijo...

Hace tres verano., rezando con la medalla de san Benito, una voz interrumpió la oración que retumbo la habitación.si hubiese sido el ruido de un helipcotero parado en el mar, como muchas veces ha ocurrido, mi padre hubiera llegado al cuarto a decirme que ruido es ese.

Dos días antes, estando en la cama, vi la cabeza del demonio monstruosa y transparente, que cogi la cruz de san Benito la puse delante y

Aquello desapareció como una neblina, tardo como unos 8 minutos o un poco mas. Eso fue lo primero que paso, lo segundo que paso fue

La voz que interrumpió la oración y después pensamientos obsesivos y cogi la cruz de san Benito y me la puse en el vientre y me puse a

Rezar y escuche desde mi vientre oooohhh oooohhh, con una voz triste y lejana, yo me quede pensando, estoy escuchando oooohhh.

Y en octubre de este último año, durmiendo la siesta escuche lo mismo desde mi cabeza en el lado izquierdo.

Me han pasado cosas raras y me siguen pasando.

Y alguna vez que otra con música satánica

Como combatirla? A mi ni con terapia se han combatido porque lo mío es congénito. Ni rezando tampoco.

Anónimo dijo...

Y con respecto al post ataque en sueño, me ha pasado exactamente lo mismo que esta escrito. Que se dice de prestar atención y echar fuera. Como no me hagan un buen exorcismo, eso no se me va

Anónimo dijo...

Y cuando lo cuento, me dicen que no le de importancia. Por eso se burla el demonio de la gente de mi alrededor como el sacerdote de mi

Parroquia, que con el agua bendita, el rezo, la confesión, la misa problema solucionado. Va y viene.

Anónimo dijo...

A mi la ciencia, no me ha resuelto este problema, porque como dice la biblia, no acudas a profesionales a consultar sueños porque puede que este muy relacionado con el mundo del ocultismo. Yo pensaba cuando yo cuente esto, terminara todo y nunca acaba la cosa, porque iba a peor, cuando contaba otro..

Ano ser llevar sal para que me la exorciisen, pero el exorcista de miDiocesis ya ni lo nombro, ni le pregunto al párroco.

Anónimo dijo...

Rezando intensamente, he notado una calma